Un dulce beso en los labios que jamás olvidare

Mi historia empieza un día que iba buscando amigos en un chat del net y de pronto encontré a alguien que me trajo un poco la atención. Era alguien de Vizcaya, igual que yo, y tenia 16 años, así que pensé que podríamos ser amigos. Pero como la mayoría son racistas pues decidí decirle que había nacido en España ya que sabiendo el idioma no tendría problemas (al menos eso pensaba) fuimos conociéndonos y ese día estuvimos hablando unas 3 horas. Claramente yo le estaba mintiendo (el era chico que quede claro).

Nos hicimos buenos amigos en nada más que unas dos semanitas. Éramos ya amigos íntimos y yo empezaba a sentir algo mas por el que una simple amistad. Un día el me quiso enseñar unas fotos con el y ¡booooom! parece que aquel chico estaba mas cerca de mi de lo que yo pensaba. Siempre había soñado con verle y al fin resulto que lo estaba viendo todos los días. Era un chico que andaba en 4º de la eso. Era un año mayor que yo, pero nunca nos hablábamos porque sabía que era muy racista.

De hecho, en el insti muchos me dejan sola por ser rumana

pero espero que eso alguna vez cambie. El no soportaba a los colombianos y sobre todo a los rumanos.

¿Que iba a hacer ahora? ya estaba mas que enamorada de el, pero parece que jamás podría darle algún beso o por lo menos tener la posibilidad de decirle lo que siento a la cara. Estaba desesperadísima. Mi mejor y quizá única amiga siempre me había dicho que le dijera la verdad antes de que fuera tarde, pero yo nunca la escuche y ahora ya era tarde. Pero al segundo día me dijo que como los dos éramos del mismo pueblo (bastante pequeño) que quedáramos alguna vez (lo antes posible) para vernos mejor y para probar mis labios.

¿Qué iba a hacer ahora? estuve varios días sin comer casi nada y en dos semanas adelgacé 3 kilos ya que lo único que hacia era llorar y ciclismo. Bueno, ir al insti también, aunque en esa época pase de se la mejor de clase a ser la peor, ya que ni prestaba atención a los profesores. Y todo por ese chico.

Mi amiga me decía que fuera a quedar con el y que le dijera la verdad porque si le gustaba de verdad como el decía lo iba a entender pero me resultaba difícil. Así que hice algo, no podía quedarme con los brazos cruzados.

Esa misma tarde le envié un sms para que quedáramos a una cierta hora en el puerto (era mi sitio favorito y según me contó el suyo también). Eso hicimos. A las 7 de la tarde, él estuvo allí esperando. ¡Aaaay! lo estaba mirando desde un poquito más lejos. Ese pelo rubio y esos ojazos azules. Me parecía el chico perfecto. Además que teníamos un montón de cosas en común. Pero yo no quería acercarme mas porque tenia miedo de lo que pudiese hacerme pero tenia que decirle la verdad. Fui a donde el y le expliqué todo lo que pasó.

Pero para mi sorpresa lo único que pudo hacer (después de estar quieto escuchando lo que le decía y mirarme de arriba abajo) fue darme un dulce beso en los labios que jamás olvidare… Ahí me dijo que me entendía y que él nunca había sido racista, solo que no se llevaba bien con ciertas personas pero que yo… era especial. Y ahora llevamos ya unas 4 meses saliendo y estoy más feliz que unos huevos de pascua.

Fuente : Un dulce beso en los labios que jamás olvidare

Articulos relacionados

-Nunca te olvidare

Hola soy Dalya Aylín Mi historia comienza aquí, soy una chica ruda poco sociable y con la que no se puede platicar si no tienen las personas un buen tema o punto de conversación; Al poco tiempo de entrar a la secundaría,apenas si hablaba con personas, al poco tiempo conocí a un c ...

Deja un comentario